Autopsia en tiempo de bolero


Por Maira Landa

Al comenzar a leer ‘Sexto sueño’, nos parece haber entrado a un laberinto. En un discurso narrativo complejo, intertextual, sin aparente tiempo y sin espacio propio, el lector se introduce en un mundo alucinante en el que la verdad no es verdad y la mentira quién sabe.

Patóloga y compositora de boleros, la doctora Violeta Cruz disecciona el cadáver de Nathan Leopold, quien fuera protagonista en Estados Unidos de uno de los escándalos más sonados de principios del siglo pasado al pretender cometer el crimen perfecto. Hombre brillante, embalsamador de pájaros, enigmático, después de treinta años en prisión terminó sus días en Puerto Rico.

Violeta, una narradora poco convencional, va armando el rompecabezas imaginario de la historia de este hombre a medida que corta sus tejidos. Una momia, una leprosa y Sammy Davis Jr. son personajes complementarios que entran y salen inesperadamente del texto. Este cabalga entre el humor, lo insólito y el erotismo. Son seres vivos, muertos y casi muertos que encajan unos con otros, cobran vida propia, compiten por el protagonismo, se independizan y reclaman su sitio.

La trama es una imbricación de varios relatos disímiles y al parecer inconexos, pero que Aponte Alsina va tejiendo con paciencia de araña y con una osada maestría estilística hasta darle forma a una historia. Un texto de metaficción, sin lugar a dudas, bizarro, irreverente y complejo. El lector, sorprendido, va descubriendo el enigma a través de las pistas que la autora va dejándole caer, por voz de sus personajes, con el propósito de confundirlo, asombrarlo e intrigarlo. Y lo consigue, lo atrapa desde las primeras páginas.

A pesar de que Violeta lleva el peso del relato, su voz salta de primera a segunda persona y al final irrumpe otra voz narrativa en tercera persona que al parecer siempre ha estado ahí, que da fechas y devela casi todo el enigma. Pero a esas alturas, el lector desconfía, ya no cree que esa otra sea la verdad. La autora logra su propósito, jugó con él, lo incorporó a la historia y lo hizo partícipe de ese “sexto sueño” que se convierte en el título de la novela.

Marta Aponte Alsina es una escritora con un estilo depurado, muy propio, de gran calidad narrativa. Domina el truco literario y es evidente que se divierte escribiendo. Sabe cómo mantener el suspenso, cómo dosificar lo que muestra y reservarse lo mejor para más adelante. Sus textos tienen un ritmo ágil, vigoroso y sorpresivo, con una prosa provocativa, madura y con un timbre particular que la distingue. ‘Sexto sueño’ es su cuarta novela, un peldaño más que sube con paso firme en su brillante carrera como escritora.

La autora cursó una Maestría en Creación Literaria. Actualmente trabaja en su primera novela.